Sobre Trepillé Un poquito de nuestros orígenes

Somos dos hermanas, María y Chio. Gaditanas y soñadoras. Desde hace tiempo hemos querido crear nuestra propia marca de bisutería. Aunque hemos hecho cositas pequeñas y personalizadas para amigas, nunca habíamos decidido tomárnoslo en serio.  Nuestro proyecto surge en el trabajo de María, cuando empieza a hacer collares de trapillo para recaudar dinero con un fin benéfico. De ahí el nombre de nuestra marca, TREPILLE. ¡Poquito a poco ha ido tomando forma!

Nuestro objetivo es customizar los básicos con nuestros complementos. De esta forma, nuestras clientas compran prendas básicas e invierten en complementos que son atemporales, elegantes, con muchísimo estilo y sobre todo, muy ponibles. Nuestra bisutería de diseño es artesanal, con piezas elaboradas una a una con muchísima dedicación y mimo. El resultado son piezas muy ligeras, delicadas y que conseguirán transformar cualquier look, desde el más casual hasta el vestidazo más espectacular que te harán la invitada perfecta. Mismo complemento y mil y una combinaciones, ese es nuestro lema.

Nuestra inspiración es toda esa generación de mujeres que piensan que los 40 y los 50 son los nuevos 30. Las que tenemos ganas de vernos guapas en nuestro día a día y nos gusta  arreglarnos sin morir en el intento.

Somos de esas mujeres que piensan que las oportunidades no hay que dejarlas pasar, que los retos están para superarlos y los sueños para cumplirlos. Creemos que el día tiene todas las horas y minutos que queramos exprimir aunque nunca sean suficientes,  pero que se puede con todo: trabajo, marido, hijos… y por qué no, con nuestros sueños. Y a ellas va dedicado todo nuestro proyecto: a todas esas mujeres emprendedoras, trabajadoras, madres y luchadoras, que día a día se demuestran a ellas mismas que sí se puede.

Aquí arranca nuestro pequeño proyecto. Esperamos contar con todas vosotras en esta nueva aventura que despega desde este rinconcito del sur. ¡Bienvenidas a Trepillé!